Cómo lograr unas pestañas más gruesas

Todas las mujeres soñamos con tener unas pestañas más espesas, hay infinidad de trucos que pueden obrar ese milagro, pero hoy os voy a explicar unos que van muy bien.

Solamente vas a necesitar un delineador negro que sea de calidad, y de larga duración en el primer caso, después os iré indicando con qué otros productos podréis lograr tener unas pestañas más gruesas como las de las celebrities. 

Ahora pasamos a la práctica y ya verás que sencillo es:

Coge el delineador negro y comienza a marcar pequeños puntos en la zona del interior del párpado superior. Una vez que ya has hecho este proceso, comienza a rellenar los espacios que hay entre las pestañas creando una línea que sea continua.

Cómo lograr unas pestañas más gruesas

Este paso lo puedes hacer según sea tu gusto, ya que el delineado puede ser de lo más sutil o intenso, dependiendo del estilo que quieras lograr.

Ahora que ya has terminado de hacer este proceso, debes comenzar a rizar tus pestañas, aplicando varias capas de máscara de idem y verás como tus ojos se ven mucho más grandes y las pestañas lucirán mucho más espesas, como si fuera un truco de magia!!

Otra receta casera muy sencilla necesita solo un bastoncillo de algodón y aceite de oliva, que seguro que tenéis en casa de las dos cosas.

Solo debes empapar el bastoncillo en un poco de aceite, ahora aplícalo desde la base de las pestañas hasta la punta de estas. Realiza este proceso todas las noches durante como poco un mes o hasta que veas que los resultados son los deseados, que variará de una a otra.

Cómo lograr unas pestañas más gruesas

Para distribuir el peine usa un pequeño peine de pestañas y cepíllalas desde la raíz hacia las puntas, hazlo suavemente para no dañar las pestañas.

Si al aplicar el aceite ves que te has pasado, entonces solo tienes que coger un pañuelo de papel, ejerces presión sobre las pestañas y de ese modo eliminarás el exceso. Procura hacerlo por la noche para que haga efecto y por la mañana lava la cara con agua tibia y seca con una toalla suave. Evita frotar con fuerza las pestañas o tirar de ellas, primero seca la parte superior y después la inferior.

Un truco muy sencillo y que usan muchas maquilladoras es poner un poco de sombra de ojos en polvo  que sea de color negro o marrón oscuro antes de aplicarte la máscara de pestañas. De este modo lograrás tener un mayor volumen en ellas y después de la aplicación de la máscara, las verás mucho más largas y espesas.

Otra receta que también funciona es hacer un poco de presión sobre las pestañas superiores una vez maquilladas, como si quisieras pegarlas sobre el párpado, para hacer esto puedes ayudarte con un lápiz delineador que colocarás en posición horizontal en la base del párpado, lo retienes ahí unos segundos y verás como mejoran notoriamente tus pestañas.

Parece mentira pero unos pequeños truquillos son ideales cuando nuestra economía no nos permite comprarnos los productos de cosmética específicos para tratar las diferentes zonas del rostro, como en este caso el lograr unas pestañas más gruesas, seguro que si pruebas alguna de estas recetas que te dejo, comprobarás que no son difíciles y que además te ayudarán con este pequeño inconveniente en un pis pas. Hay unas más rápidas que otras, puedes usar una como remedio exprés y el resto para llevar un tratamiento más continuado.

Seguro que tú tienes algún truco que usas normalmente para espesar tus pestañas y que no conocemos nosotras, así que no lo dudes y déjame un comentario para que lo podamos conocer todas nosotras y así añadirlo a nuestra lista.