Peeling Químico y Peeling Físico, diferencias

Peeling Químico y Peeling Físico, diferencias

Nuestra piel necesita renovarse periódicamente, por eso sueles notar como ella misma elimina las células muertas que se han quedado en la epidermis, y notas tu piel como la de un “cocodrilo” soltando escamas por todas partes, pero para evitar eso puedes optar por realizarte un Peeling, ya sea químico o físico.

Un Peeling es un tratamiento de la piel que ayuda a que la renovación celular sea más rápida e incluso más profunda. Todo dependerá del tipo de piel que tengas y de lo que quieras conseguir.

Por regla general existen dos tipos de Peeling: El Físico y el Químico y de ambos te voy a hablar.

¿Qué es un Peeling Físico? Peeling Químico y Peeling Físico, diferencias

Este tratamiento es aquel que combina las pequeñas partículas sólidas con una crema o emulsión o gel y que tiene la función de exfoliar mediante un masaje sobre la piel. Al realizar una fricción sobre la piel, se favorece el aumento de la micro circulación por lo que esta se enrojece. Este tipo de peeling lo puedes realizar en casa.

¿Qué es un Peeling Químico?

Este tratamiento se compone por ácidos como pueden ser el Glicólico, Málico, Salicílico, Láctico, etc. Este tipo de Peeling se realiza en un centro de estética y se logra rejuvenecer de manera espectacular la apariencia de la piel. Uno de los más eficaces es el Miami Peeling Peel Advanced, que se realiza en exclusiva en el Instituto Maribel Yébenes y que logra unos resultados espectaculares.

Peeling Químico y Peeling Físico, diferencias

El Peeling Químico se aplica a modo de mascarilla y se deja que actúe durante un tiempo para que las células muertas se ablanden y se puedan retirar junto al producto.

Dependiendo del tipo de piel que tengas puedes usar uno u otro, o podrás combinar ambos tratamientos. Normalmente, para pieles manchadas por el sol, para rejuvenecer el rostro, para eliminar el acné o si tienes los poros dilatados, por regla general va mucho mejor este tratamiento Químico.

El Físico es ideal para pieles sensibles. Pero lo mejor es que te dejes asesorar por un especialista.

Lo bueno del este tratamiento es que lo puedes hacer en cualquier temporada del año. El Peeling facial se puede realizar una vez al mes, y a partir de los 40 años se aconseja una vez por semana. En cuanto al corporal, más o menos es igual, aunque se recomienda que cuatro veces al año se vaya a un centro de belleza para preparar la piel para los cambios de estación.

Sea cual sea el tipo de tratamiento que te realices debes saber lo siguiente:

  • Evita la exposición solar como mínimo una semana después de hacerte el peeling.
  • Sal a la calle siempre con protección solar.
  • Mantén la piel muy hidratada.