Fire, el tinte que cambia de color según el entorno

Fire, el tinte que cambia de color según el entorno

Si sois cinéfilas, es posible que recordéis una película de Milla Jovovich (Ultraviolet), que no tuvo éxito, pero en la que la actriz daba vida a una guerrera de la resistencia del futuro que lucía un look que cambiaba de color según el entorno que hubiera. Pues es posible que la creadora de Fire, el tinte que puede cambiar de color según el entorno, se haya inspirada en esta película.

En las tendencias de moda ha aparecido algo llamado “Reactive fashion“. Se trata de tejidos que se adaptan en el color al entorno en el que se encuentran.

Pero esta tendencia ha ido un paso más allá y Lauren Bowker, una farmacéutica británica, propietaria de la firma The Unseen, ha creado Fire, un tinte que tiene la capacidad de cambiar de color según el entorno

Con Fire luce un color de cabello diferente

Se trata de una fusión entre tecnología, ciencia material y elementos químicos que han logrado una tecnología novedosa en el que con un solo tinte se pueden aplicar diferentes tonalidades en el cabello según el lugar en el que te encuentres.Fire, el tinte que cambia de color según el entorno

Lauren Bowker se conoce también como “La Alquimista” en el mundo de la moda. Y es que el tinte Fire es capaz de reaccionar a las fluctuaciones de la temperatura y puede abarcar un gran espectro de colores. Es decir, puedes lucir un tono rojo muy  brillante en la calle con un día muy soleado y llegar a un local y pasar a un suave tono cobre pastel…

Esto es posible gracias a que Fire lleva en su composición unas células que han sido creadas con los mismos datos que usa el cuerpo humano en el proceso de termoregulación de la piel. Por lo tanto, la reacción química de Fire, obedece a los estímulos como son, en este caso, los cambios en su entorno.

¿Y esto cómo sucede? Pues las moléculas que se encuentran en este tinte reaccionan a elementos como es el cambio de temperatura o la luz que absorben. Esto provoca que algunas moléculas que se encuentran en el enlace de carbono sean más estables que las otras. Esto crea una reacción, que en este caso es un cambio de tono diferente.

Es posible que te estés preguntando qué efectos secundarios puede generar este proceso en el organismo. Precisamente Lauren Bowker ha conseguido que Fire contenga MENOS TOXICOS que los tintes convencionales y que, además, sea capaz de neutralizar los agentes irritantes.

De momento, este tinte no ha salido al mercado, pero su creadora quiere que lo haga en breve. De momento os dejo el vídeo de presentación: